COACHING para AUTOMOTIVACIÓN Y MOTIVACIÓN de EQUIPOS

La N con la O “NO”

Repite conmigo “La N con la O -NO-“. Pues esta unión de dos letras que aprendimos en parvulitos o los más jóvenes en preescolar ¿Por qué se nos atraganta en ocasiones? ¿Por qué decimos SI, cuando realmente lo que deseamos expresar es lo contrario?  Ya sea en nuestro entorno personal o profesional nos puede traer de cabeza. 

Cartilla rubio

Es cierto que hay ocasiones en que es imposible, pero este lunes veremos algunos motivos que nos hacen decir generalmente lo opuesto a nuestros deseos. En el siguiente post quincenal habrá propuestas de acciones que nos ayuden a ser más asertivos.

Como todo en la vida debemos evitar pasarnos a la “ley del péndulo” y decir a todo que no. Trataremos el equilibrio que se debería producir cuando entramos en conflicto entre nuestros deseos y los de los demás.

La secuencia podría comenzar cuando nuestra cabeza empieza a dar vueltas y aparecen pensamientos como estos:

“Es mi obligación y no soy una persona egoísta”, entonces nuestra autoestima se resiente ya que damos más importancia a las necesidades del prójimo que a las propias.

“Esto me pasará factura y no me tendrán en cuenta después”, sin valorar que puede ser peor decir un SI cuando vamos a incumplir.

“Si digo que no, entonces no caeré bien”, y llega el sentimiento de temor al rechazo.

“Mejor digo que si, no vale la pena enfrentarme o discutir”. Entonces cedemos ya que no queremos tener un mal ambiente en nuestro entorno.

“Pobrecito, si no le ayudo me voy a sentir culpable”. Nuestra imaginación pone en nuestra mente lo que se le puede estar pasando por la de nuestro interlocutor.

Luego en el otro lado se encuentran distintos perfiles que te “ayudan” a no hacer lo que quieres, entre otros:

Te puede acechar el que te hace la pelota “Hazlo tú, que a ti se te da muy bien”

Puede cruzarse en tu camino el quejica “Esto es muy complicado y no seré capaz de hacerlo”

O el de las “pardinas” (para los poco entendidos en cocina -lentejas)  “por mi artículo 33 lo haces”

No faltará en ocasiones el que quiere que te sientas culpable “Es que siempre haces lo que quieres y nunca ayudas”

Y ahora motiv A R T E

¿Te cuesta decir NO habitualmente?

¿Te identificas con alguno de los casos anteriores o tienes algún otro a aportar a la lista?

¿Sabes cuáles son tus necesidades?

¿Decides en función de tus deseos?

Si dices NO ¿Tienes remordimientos?

 

PIE DE BLOG

El Blog motiv A R T E

Si quieres contactar conmigo

¿Te apetece ver un video sobre “píldoras de coaching”?

Twitter

Foto-montaje: Concha Zancada
Coaching Ejecutivo, Sistémico y de Equipos
Coach Asociada Certificada (CAC 117) por AECOP
Coach Certificada en Metodología CORAOPS

Candidato

Anuncios

Comentarios en: "La N con la O “NO”" (4)

  1. Hola Concha, a mi cada vez me parece mas facil poder decir NO….cuando vas en contra de lo que tu estas segura una esta mucho peor
    Has puesto muchas situaciones y esta bastante completo..
    A veces en el trabajo hay que decir no pero con ciertos cuidados para no sufrir mas, pero no diciendo si a algo que consideras muy contrario a lo que crees que se deba hacer.
    No me parece muy oportuno decir no por solo tus deseos, me parece que deben tener algo que lo sostenga detras, solo por un deseo no lo diria, seria por algo mas serio.
    Y remordimientos, pues si antes se piensa, yo ahora no lo tengo.
    Otra cosa es que duela decirlo…que eso no es para mi remordimiento.
    Interesante siempre concha lo que escribes, un saludo

  2. RAREZAS dijo:

    Hola Concha… vaya espinoso asunto este de no saber decir que no.. pero, por mi experiencia al menos, no somos un país que aceptemos un no cuando nosotros pensamos que sí. El que se atreve a pronunciar ese NO será un perseguido social… vamos… que por eso se desarrolla tanto la mentira social con la que hemos aprendido a vivir..
    Gracias por tu post!!!

    • Hola Rarezas.
      En las sesiones de coaching es bastante frecuente que los coachees pongan de manifiesto su dificultad a decir que NO (y los motivos entre otros son los que figuran en el post).
      Si quieres evitar desarrollar esa “mentira social” te invito a leer la segunda parte el 4 de abril ; )
      Gracias por tu participación !!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: