COACHING para AUTOMOTIVACIÓN Y MOTIVACIÓN de EQUIPOS

Hay muchas ocasiones en las que nos quedamos con las ganas de “cantarle las 40” a alguien. Otras veces pensamos que “allá películas”  y a veces somos “más falsos que un duro sevillano”.

La verdad es que esa última expresión tiene su origen cuando se acuñaron estas monedas de forma irregular y con menor valor que la aleación de los auténticos.

Imagen Sevillana

Hay que recordar que el lenguaje no es inocente y el manejo del mismo puede hacer que las conversaciones sean en mayor o menor medida productivas. Por ello cuando estudié coaching hablamos de la distinción entre sinceridad vs. la extrema del “sincericidio” y la frase de André Maurois

“Ser sincero no es decir todo lo que se piensa, sino no decir nunca lo contrario de lo que se piensa”

Si eres del grupo de los “sincericidas” pensarás que lo básico es decir las cosas tal cual las piensas sin medir las consecuencias y la manera que afectará a terceros. Puede que consideres que por hacer un favor o por ser el poseedor de la verdad es la actuación correcta.

En coaching también hablamos de la “columna izquierda”olvidémonos de la vertebral que salvo que tengas escoliosis no irá hacia esa dirección o la contraria  ; ) –  En ella podemos identificar los pensamientos, opiniones tóxicas, juicios no productivos, sentimientos que no expresamos. Deberemos tomar una dosis de “detox” para conseguir comunicaciones efectivas admitiendo que  son juicios, distinguir entre el ser y el hacer y la forma en la que nos relacionamos con los hechos buscando nuevas opciones y haciéndonos responsables de los mismos. Poner el foco en uno mismo sin juzgar a la otra persona poniendo de manifiesto como me siento. Con esta forma abrimos posibilidades de comunicación efectiva y respetuosa.

A raíz de esta distinción os novelo una historia que se le atribuye a Sócrates.

Un día un ateniense se le acercó a crates y le dijo “Tengo que contarte algo muy serio de un amigo tuyo”.

El filósofo le respondió. “¿Ya has hecho la prueba de los tres coladores antes de contármelo?”

Su interlocutor se quedó desorientado, pues nunca había oído hablar de esa actividad.

Sócrates le explicó. “El primer tamiz es el de la verdad ¿Estás completamente seguro de que lo que me contarás es cierto?  La respuesta fue  “Seguro, seguro no pero a la persona que se lo escuché no suele mentir”

Como no era seguro que fuera verdad le preguntó si pasó por el segundo, que es el de la bondad“ ¿Estás seguro de que me hará bien y será bueno que lo oiga?”, a lo cual respondió “Más bien lo contrario, bueno desde luego que no”.

El creador de la mayéutica  le sugirió que aunque hubiera pasado los dos primeros siempre tenía que tener en cuenta el tercer colador, el de la utilidad. “¿Crees que va a ser realmente útil lo que me quieres contar?”  a lo que el ateniense le dijo “Pues la verdad es que no”.

Sócrates le respondió “Pues si no tienes claro que sea cierto, ni me hará bien, ni me será útil prefiero que no me lo cuentes y te lo guardes para ti”

Así que ¿eres más falso que un duro sevillano?

 

Y ahora motiv A R T E

¿Crees que las personas sinceras nos transmiten autenticidad y sentimientos positivos?

¿Consideras que las relaciones se resienten cuando se rompe la confianza?

Antes de iniciar una conversación ¿te planteas sus ventajas e inconvenientes y como afectará a la relación?

PIE DE BLOG

El Blog motiv A R T E

Si quieres contactar conmigo

¿Te apetece ver un video sobre “píldoras de coaching”?

Twitter

 

Foto del balcón: Concha Zancada

Coaching Ejecutivo, Sistémico y de Equipos

Coach Asociada Certificada (CAC 117) por AECOP

Coach Certificada en Metodología CORAOPS

 Candidato

Anuncios

Comentarios en: "¿Eres más falso que un duro sevillano?" (4)

  1. Hola Concha.
    Celebro tu vuelta.
    Que quieres que te diga, creo que depende de nuestro ego, hay veces que agradeces una mentira o que no te digan toda la verdad porque eso dañará ego y otras veces lo hará engordar una verdad oportuna.
    Como siempre muy bueno tu post y soy totalmente sincera.

    • Hola Isabel.
      Recuerdo una cita que decía “no dejes que los elogios te lleguen a la cabeza, ni dejes que las críticas te lleguen al corazón”. Esta frase la he utilizado en alguna ocasión cuando hemos hecho el ejercicio de imagen pública ; )
      Muchas gracias por tu participación

  2. Hola Concha… controvertido tema en que no todas las posturas son políticamente correctas… aunque tengan su parte de lógica. Si casi nunca nuestra verdad es absoluta que diferencia hay entre mentir y decir la verdad?. Solo hay que poner en la balanza si mentir, no decir algo que crees, o decir lo que uno piensa o siente va contra tu ética personal o no…. independientemente de lo que otros piensen… y hacerlo!. Gracias por el Post!

    • Hola de nuevo.
      ¿Hasta donde callarnos o decir todo lo que se nos pasa por la mente? … esa es la cuestión.
      Gracias a ti Rarezas por aportarnos tu visión sobre la mentira/verdad y el impacto que nos puede provocar.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: