COACHING para AUTOMOTIVACIÓN Y MOTIVACIÓN de EQUIPOS

Tus “mentirijillas”

“Estos vaqueros los voy a dejar en el armario, seguro que el próximo mes adelgazo y me los puedo poner. El lunes empezaré con la dieta”. “La última cajetilla de tabaco, bueno, la penúltima, poco a poco dejaré de fumar. Es que los que no fumáis no sabéis lo que es”. “Noto a mi pareja que cada vez está más distante y pasamos menos tiempo juntos. Bueno,  el trabajo es lo que tiene” “La semana que viene me pongo con el inglés, si total un día más o menos no va a ningún lado”.

¿Has oído o pronunciado alguna de estas frases o similares?  Es habitual decirnos a nosotros mismos esas mentirijillas para auto-engañarnos. ¿En alguna ocasión alguien ha contado una historia en la que tu habías estado presente y cualquier parecido con la realidad es pura coincidencia?  Pues a mí también me ha pasado.

He buscado en la RAE la definición de auto-engaño (separado, con o sin guión) y no figura. Si bien engaño es, entre otras, la falta de verdad en lo que se dice, hace, cree, piensa o discurre”.

Todos tenemos nuestra mochila emocional repleta de creencias que pueden ser irracionales. Creamos nuestras propias mentiras y nos las creemos.

auto-engaño japonesas

Cuando realmente te lo crees tienes más probabilidad de engañar a los que te rodean. Tu ritmo cardiaco, voz, movimiento de ojos, sudoración, se mantendrán intactos. Vamos, que tendrías muchas posibilidades de pasar el polígrafo si te conectaran.

En ocasiones, tal y como señala Robert Trivers (Escribe tratados entre otros sobre engaño y autoengaño. Licenciado en Historia y doctor en Biología en Harvard donde imparte psicología), tiene que ver con la exageración de nuestro lado positivo y autopromoción o negar lo negativo de uno mismo creando una imagen benefactora. Muchas veces recordamos nuestras buenas actuaciones respecto a las de los demás con la propia memoria selectiva. Como hemos comentado en posts anteriores no hay una única realidad, la creamos con nuestras interpretaciones parciales y filtros particulares.

Si adoptamos el papel de víctimas, sin asumir las consecuencias de nuestros propios actos, distorsionaremos la situación. De esa forma crearemos realidades paralelas y nos alejaremos de lo real. Ya puede ser por negar lo que está sucediendo o pensando que el tiempo lo arreglará. El problema es que no tomaremos una actitud responsable. Lo que no se afronta tiende a repetirse.

Convertirte en avestruz tendrá un efecto relajante en el corto espacio de tiempo. Negar también suele ser una respuesta habitual ante un cambio importante en nuestras vidas. También pasamos a ocultar los motivos reales con una explicación lógica arrimando el “ascua a nuestra sardina”. Incluso borrar al más puro estilo de “Los hombres de negro” hechos importantes puede llegar a ser un bálsamo.

El mentir conscientemente en el tiempo crea una contradicción en el cerebro y  requiere energía para que no se descubra el engaño  reduciendo nuestras capacidades cognitivas.

Y para muestra de autoengaño este video publicitario de una marca de conservas, en el que hacen la distinción de sobrevivir y vivir Hay cosas a las que no debemos renunciar si queremos disfrutar de verdad”

Y ahora motiv A R T E

¿Tiendes al auto-engaño?

¿Eres como el avestruz o prefieres la negación?

En caso afirmativo ¿te gustaría cambiar este aspecto?

¿Dejas para mañana lo que puedes hacer hoy?

¿Permites que la visión de los que te rodean amplíe tu  realidad?

  

PIE DE BLOG

El Blog motiv A R T E

Si quieres contactar conmigo

¿Te apetece ver un video sobre “píldoras de coaching”?

Twitter

 

Foto japonesas con sari:  Concha Zancada

Coaching Ejecutivo, Sistémico y de Equipos

Coach Asociada Certificada (CAC 117) por AECOP

Coach Certificada en Metodología CORAOPS

Anuncios

Comentarios en: "Tus “mentirijillas”" (6)

  1. Increible Concha como siempre!!!
    Feliz semana a tí también.

  2. Isabel Alvarez dijo:

    Creo que el juego del autoengaño es balsámico y nos hace mas bien que mal pero la clave está en saber que es eso, un juego y cuidar que no se convierta en una creencia. Muy bueno, como siempre.

    • Hola Isabel,

      Es cierto. La importancia de ser conscientes de los momentos en los que nos estamos auto-engañando y el para qué.

      Gracias por tus aportaciones y tu feedback tan generoso.

  3. RAREZAS dijo:

    Hola Concha.. siempre destacaron en publicidad estos chicos de Calvo… Pues en este post a mi me gusta estar en la zona de los auto-engañados. Al fin y al cabo lo que importa es sentirse bien … con la precaución de seguir “auto-engañado” hasta el final pase lo que pase. Bueno, me voy a la calle que seguro que hoy hace menos calor!
    Enhorabuena por tu post!!

    • Hola Rarezas.

      Hay que tener cuidado con optar por la técnica del avestruz o auto-engañarnos reduce nuestras capacidades cognitivas.

      Y ya veo tu puesta en práctica con el “Auto-engaño climático” ; ) Hoy todavía las temperaturas estarán más altas que ayer, pero menos que mañana.

      Gracias por tus aportaciones

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: